Uso de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y por motivos funcionales y estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cómo enfrentarse a una operación de cataratas



Operación de cataratasLas cataratas se producen generalmente por envejecimiento ocular y es una dolencia visual que aparece en el cristalino, la lente natural del ojo, que suele volverse más opaco o con una cierta nubosidad a causa de la catarata perdiendo su transparencia original y también más grueso cuando las proteínas se empiezan a acumular.

La acumulación de proteínas en el cristalino es un proceso progresivo que se produce de forma continua por el paso del tiempo. Cuando esta capa gruesa de proteínas abarca todo el ojo se produce entonces la catarata.

A consecuencia de esto, disminuye la visión y con ello la agudeza visual y el paciente empieza a darse cuenta de que no ve bien y que tiene más problemas para realizar actividades sencillas, ese es el momento perfecto para realizar la cirugía de cataratas.

En clínica oftalmológica Oftálica de Alicante somos especialistas en el tratamiento de la catarata y en los procedimientos de cirugía láser para solucionar el problema de las cataratas. A continuación te ofrecemos toda la información que necesitas para conocer los síntomas, el tratamiento y la cirugía de la catarata.

Principales síntomas de las cataratas

Como las cataratas tienen en su mayor medida un origen degenerativo por la edad, sus síntomas no se perciben con claridad hasta que la catarata no está más avanzada, es en este momento cuando nos damos cuenta de que necesitamos un tratamiento y que tenemos problemas serios de visión. Los síntomas de padecer cataratas más importantes son:
  • Tienes a menudo visión más nublada y borrosa por un ojo o por ambos.
  • Cuando conduces de noche puedes sentir que las luces de los coches te deslumbran más de lo normal o que las luces brillantes son muy molestas en un sólo ojo o en ambos. 
  • Notas que ciertos problemas visuales como por ejemplo la miopía te ha empeorado sensiblemente o por el contrario has recuperado la visión de manera repentina.
  • Percibes que habitualmente estas cambiado a menudo la graduación de tus gafas o lentes. Necesitarás ajustar la visión con más frecuencia.
  • Aprecias los colores menos nítidos o más difuminados.

¿Quién puede padecer las cataratas?

Cualquier persona puede padecer cataratas sobre todo a partir de 40 años, no se pueden prevenir y no se pueden apreciar a simple vista en el ojo por lo que es conveniente realizar revisiones oculares periódicas con un profesional oftalmólogo que nos aconseje el tratamiento y que nos proporcione toda la información al respecto.

Hay factores que pueden incrementar la aparición de cataratas con el tiempo, por eso es bueno practicar más ejercicio y tener una buena alimentación, tomar suficientes vitaminas sobre todo C y E, no permanecer durante periodos prolongados a la exposición solar sin lentes de sol y no fumar y consumir diariamente bebidas alcohólicas.

La operación de cataratas

El tratamiento definitivo para el problema de las cataratas es la cirugía, siendo una de las cirugías más demandadas cuyos resultados permiten conseguir una excelente visión, respondiendo eficazmente al tratamiento para la catarata.
La cirugía de las cataratas es una operación de bajo riesgo y de recuperación rápida siempre que se realice en manos de un médico oftalmólogo especialista en cataratas. Esta cirugía se realiza mediante láser, con la mayor seguridad y completamente personalizada teniendo en cuenta las características y ojos del paciente.

Para realizar la operación de cataratas se utiliza la técnica de facoemulsificación mediante láser ultrasónico con el que se deshace la catarata, se extrae el cristalino dañado y se implanta una lente intraocular transparente en el ojo. La capsula posterior del ojo donde se produce esta implantación se puede volver opaca con el tiempo, con el procedimiento láser de capsulotomía durante la cirugía, el oftamólogo la elimina y la calidad de la visión mejora, volviendo a ser normal y percibiendo colores y objetos con facilidad y más nítidos.


En Oftálica somos especialistas en la operación de cataratas en Alicante


Hoy en día se implantan varios tipos de lentes intraoculares por cirugía para sustituir al cristalino, como por ejemplo la lente monofocal que mejora la visión de lejos y la lente multifocal que mejoran la visión de lejos y de cerca o la lentes trifocales, que también ofrecen una mejora de visión en distancias medias. La nueva lente intraocular se sitúa donde estaba exactamente el cristalino, siendo esta nueva lente permanente e indolora y el paciente no podrá percibirla en el ojo.
El oftalmólogo, pondrá en común con el paciente el análisis de su caso de manera individual y dependiendo de éste, sus posibilidades y perspectivas de mejora, decidirá qué lente intraocular y qué tipo de tratamiento en particular se adapta a sus necesidades dependiendo del grado de afección de la catarata.

Esta cirugía se realiza en la clínica, no requiere hospitalización y más intervenciones y la anestesia se aplica con gotas. El paciente se encuentra despierto consciente durante toda la operación de catarata.
Al concluir la cirugía de cataratas, el paciente obtendrá toda la información necesaria sobre el proceso de su operación de catarata, así como un adecuado seguimiento del tratamiento de recuperación, siendo necesario programar diferentes revisiones con el médico oftalmólogo de la clínica.

El postoperatorio de la operación de catarata no tiene complicaciones aunque es muy recomendable que el paciente sea cuidadoso siguiendo las indicaciones del médico oftalmólogo, haciendo uso de las gafas de sol y manteniendo en todo momento las condiciones higiénicas más adecuadas para el ojo operado.

La operación de catarata y la cirugía del glaucoma

La catarata y el glaucoma son afecciones de la visión que tienen que ver con el proceso de envejecimiento del ojo. Con la catarata se produce un incremento del espesor del cristalino que puede originar un aumento de la presión intraocular. Después de la cirugía de la catarata y tras la extracción del cristalino se genera un espacio nuevo que permite la disminución de la presión intraocular. Los pacientes con ambos problemas de cataratas y glaucoma deben consultar a su médico oftalmólogo de las posibilidades y combinaciones de su tratamiento.

Compartir

Más información en nuestro departamento de Atención al Paciente:


Solicitar una cita